Horario: L-V de 9h a 21h Sábados de 9h a 15h

¿Sois cinéfilos? ¿Por qué no montáis un cine en casa?

El cine es vuestra pasión. Os gusta tanto que vuestro mejor plan de entretenimiento se resume en pasar una tarde en casa viendo un maratón de películas. Cine clásico en blanco y negro, producciones independientes o taquillazos; puede que devoréis cualquier contenido visual que alcance vuestras retinas o que seáis fieles a un único estilo cinematográfico. En cualquiera de los casos, seguro que estáis deseando tener un cine en casa para disfrutar cómodamente de vuestra afición. El equipo de Casaktua os ofrece las claves para conseguirlo:

Elementos básicos de un cine en casa

Muchas personas se conforman con una gran pantalla de televisión para ver sus películas, pero para los auténticos cinéfilos esto no es suficiente. Vosotros queréis recrear el ambiente de una sala de cine en vuestro propio hogar. Tenemos buenas noticias, no es tan complicado ni tan costoso como podría parecer a simple vista. Tan solo necesitaréis un proyector, una pantalla y un equipo de sonido.

Existen varias clases de proyectores. Los Full HD/4K son la primera división de este tipo de aparatos y alcanzan un altísimo nivel de detalle. Los HDel mejor cine en casa Ready serían la segunda opción; su calidad de imagen es razonable y su precio es más comedido. Si os queréis gastar poco dinero, los VGA/SVGA/XGA/WXGA, son para vosotros; aunque debéis tener en cuenta que son adecuados para un visionado casero, pero no para el efecto se “sala de cine”. La elección de uno u otro dependerá del presupuesto con el que contéis y de vuestras preferencias personales.

Respecto a la pantalla, las opciones posibles también varían en función del dinero que os queráis gastar. Desde una pared lisa o una sábana blanca hasta una pantalla motorizada, tenéis una amplia gama para elegir. Las pantallas de pie son las más económicas, se pueden desmontar y transportar donde sea necesario. Las fijas son baratas, pero ocuparán un espacio en la pared a todas horas. Las enrollables se cuelgan del techo y se pliegan y se despliegan con facilidad. Por último, las motorizadas son las más caras, ya que suben y bajan a través de un mando a distancia.

El equipo de sonido es imprescindible para recrear la sensación de un cine en casa. Ese sonido envolvente es uno de los rasgos más característicos de las salas de cine. Para recrearlo, nada como un sistema de audio multicanal, que funciona utilizando múltiples altavoces que reconstruyen el sonido. Podéis optar por un home cinema, que incorpora un reproductor y una serie de altavoces o por una barra de sonido, que integra varios altavoces en un solo dispositivo. El home cinema logrará mayor similitud con el sonido real del cine, pero la barra de sonido ocupará menos espacio y os proporcionará un sonido excelente.

Ubicación de vuestra “sala de cine”

Esta cuestión es fundamental, porque no es lo mismo que vuestro cine en casa esté situado en una estancia donde se desarrollen más actividades, como puede ser el salón, a que tenga un espacio propio.

Si vais a montar vuestra sala de cine en el salón, os recomendamos que optéis por un proyector de última generación que os permita sustituir la televisión por una pantalla. Estos aparatos proyectan imágenes de resolución 4K incluso a plena luz del día, se conectan a las aplicaciones de contenidos (Netflix, Youtube, HBO…) y aceptan multitud de fuentes externas (USB, Bluetooth, HDMI, Wifi…) Tendréis todas las ventajas de la televisión digital más las de una pantalla de cine.

Pero si disponéis de una zona desaprovechada, como una buhardilla o un sótano, ahora es el momento de acondicionarla para que se convierta en un increíble cine en casa.

El primer paso sería aislarlo acústicamente para que los diálogos y la música de vuestras películas no molesten a los vecinos. Después habría que noche de cine en casacolocar una moqueta, que además de dar calidez, mejorará la acústica de la habitación. Convendría pintar las paredes de algún tono oscuro para concentrar toda la atención en la pantalla cuando las luces estén apagadas.

Para darle un toque realmente especial, podéis crear un cielo estrellado que se ilumine cuando la sala esté a oscuras. El procedimiento no es difícil. Si podéis acceder al techo desde arriba, todo lo que hay que hacer es perforar pequeños agujeros e ir introduciendo las lucecitas de una cadena de LED. Pero si el acceso al techo es imposible, entonces debéis seguir el mismo proceso sobre un contrachapado, fijarlo al techo y pintarlo del mismo color para que no se note. El resultado será mágico.

Después quedaría la parte técnica: instalar el proyector, el equipo de sonido y la pantalla. Para rematar el efecto cinematográfico ¿qué os parece colgar unas cortinas de terciopelo rojo a ambos lados de la pantalla?

Con unas butacas reclinables, una máquina de palomitas de estilo retro y unas cuantas piezas de decoración de cine (carteles, claquetas…), tendréis listo vuestro cine en casa. Y, además de cinéfilos, ahora pasaréis a ser los anfitriones ideales, porque vuestros familiares y amigos no querrán salir de vuestra sala de cine.

2020-03-03T18:53:55+00:00 27 febrero, 2020|Tags: |0 Comments

Leave A Comment