Horario: L-V de 9h a 21h Sábados de 9h a 15h

2020, el mejor año para realizar una inversión inmobiliaria

Tradicionalmente España ha sido un país de compradores: el 77% de los españoles ha optado por la inversión inmobiliaria y tiene una vivienda en propiedad. La mayoría consideraba que arrendar una vivienda significaba perder dinero y que era más rentable pagar la cuota mensual de hipoteca que la del alquiler, porque al final del pago, el inmueble pasaría a ser de su propiedad y, además, sería un activo que dejar en herencia a sus descendientes.

Debido a la explosión de la burbuja inmobiliaria, a la crisis y la pérdida de empleos muchas personas no quisieron arriesgarse a adquirir una vivienda y comenzaron a considerar el alquiler como una alternativa más segura. Esto hizo que descendiera en picado el número de compraventas y que aumentarán los alquileres. Por este motivo, el porcentaje de alquiler residencial pasó desde el 13% en 2005 hasta el 17,5% en 2018 según la Encuesta de Condiciones de Vida del Instituto Nacional de Estadística.

Sin embargo, el mercado inmobiliario está siempre en continuo movimiento, influido por numerosos condicionantes externos e internos. Actualmente, esta tendencia está cambiando de nuevo y la compra de vivienda se ha recuperado, llegando a estabilizarse. En este sentido, ¿Qué nos deparará el sector durante el año que acaba de comenzar? ¿Será un buen año para realizar una inversión inmobiliaria? Los expertos de Casaktua (enlace follow) os explican las principales claves:

Los precios de venta se moderan

Las diferentes empresas tasadoras coinciden en que los precios en 2020 seguirán una corriente moderada, con incrementos menores que en ejercicios anteriores y posibles descensos en zonas concretas. Mientras que Sociedad de Tasación afirma que las viviendas nuevas subirán un 3,2%; tras examinar la situación de 100 localidades españolas, también mantiene que en el 54% de los casos la vivienda registrará bajadas de precios en torno al 2% durante el año en curso.

Mayor flexibilidad bancaria

Durante la burbuja inmobiliaria las hipotecas se autorizaban con excesiva facilidad y esto tuvo parte de responsabilidad sobre la recesión. Comorealizar una inversión inmobiliaria en 2020 respuesta, tras la crisis se endurecieron las condiciones y se redujo la concesión de los préstamos hipotecarios. Actualmente, parece que las entidades bancarias tienen una mayor predisposición para conceder hipotecas que en los últimos años.

Pero, no olvidéis, que, aunque los bancos estén más dispuestos a autorizar préstamos hipotecarios, siguen siendo bastante exigentes con la situación económica de los clientes, a los que requieren ingresos mensuales garantizados y una estabilidad económica demostrable.

Euribor bajo mínimos

El porcentaje actual del Euribor se sitúa en -0,249%. Una cifra considerablemente más baja que la registrada en 2008, en el punto más álgido de la burbuja, cuando superó el 5%. Esto hace que las hipotecas de tipo variable estén experimentando importantes ahorros.

No obstante, el descenso del Euribor, también ha coincidido con la bajada de los intereses en las hipotecas de tipo fijo (que se sitúan en torno al 2%). En la actualidad, los clientes prefieren las hipotecas de tipo fijo porque son seguras y predecibles: las cuotas son siempre iguales, no están influidas por el Euribor y, en los últimos años, han ido ofreciendo cada vez condiciones más ventajosas.

Segunda mano, primera opción de inversión inmobiliaria 

Las construcciones de obra nueva son, a priori, más apetecibles para los compradores y eso mismo hace que exista una gran demanda. Sin embargo, el limitadísimo suelo urbanizable, la tardanza burocrática para los permisos de construcción y la escasez de personal cualificado hacen que la oferta sea insuficiente. Las viviendas de segunda mano ofrecen precios más económicos, una mayor variedad de ubicación y ventajas como el pago de menores impuestos. En 2020 la compraventa de viviendas usadas seguirá predominando en el sector.

Precios del alquiler sobredimensionados 

Según el V Estudio de Casaktua “La demanda de vivienda en España. 2019, ¿el año de la estabilización del sector?” , la cuota hipotecaria media el mercado inmobiliario en Españase sitúa en España en 505 euros mensuales, en cambio, el coste medio del alquiler ronda los 535 euros al mes, 30€ más. Este escenario de precios ha vuelto a situar la compra como la mejor elección para quienes buscan una casa para vivir.

Comprar para alquilar

Pero no todos los que compran una vivienda lo hacen para vivir en ella. Si disponéis de capital y queréis invertirlo quizá os estéis planteando una opción que ha sido tradicionalmente segura y rentable: el ladrillo. De hecho, el estudio anteriormente citado también expone que entre las posibilidades mejor valoradas por quienes optan por realizar una inversión inmobiliaria destacan: alquilarlo a largo plazo (33%), destinarlo al arrendamiento vacacional (14%) o renovarlo y venderlo después (12%). Los altos precios de los alquileres, los importes moderados de los inmuebles y los préstamos hipotecarios razonables revelan que 2020 puede ser un buen año para invertir en vivienda destinada al alquiler.

Y no solo para el alquiler, todo parece indicar que el año que acaba de iniciarse es el adecuado para aquellos que decidan adquirir una vivienda, gracias a los precios más bajos, flexibilidad bancaria, hipotecas asumibles, o la gran oferta de segunda mano. Ante este escenario, podemos considerar que el entorno es el propicio ¿lo son también vuestras circunstancias?

2020-01-23T17:20:08+00:00 21 enero, 2020|Tags: , |0 Comments

Leave A Comment