Horario: L-V de 9h a 21h Sábados de 9h a 15h

Claves para elegir el mejor seguro para nuestro hogar

Acabamos de comprar una casa y se van acumulando, una tras otra, las gestiones que debemos realizar. Entre todas ellas, una de las más importantes es la contratación del seguro del hogar, pero, a veces, entre tanto papeleo, no le prestamos la atención debida y dejamos que sea el corredor de seguros o alguna persona cercana quien prácticamente tome la decisión por nosotros.

Elegir el seguro adecuado -ni sobredimensionado ni insuficiente- puede tanto conllevar un ahorro importante, como marcar la diferencia en el caso de que suceda algún siniestro (inundación, incendio…, etc.) y nos veamos obligados a acudir a su cobertura. Los expertos de Casaktua nos dan las claves para realizar la mejor elección:

Continente y contenido: valóralos correctamente

En los seguros, normalmente, se nos ofrece la posibilidad de asegurar el contenido de la vivienda, el continente o ambos.

El contenido son todos los bienes que se encuentran en el interior de la casa: electrodomésticos, aparatos electrónicos, muebles, enseres personales y ropa. Es aconsejable recorrer la casa, hacer un inventario de todos los artículos que se deberían reponer en caso de siniestro y calcular su importe aproximado. Habitualmente, el valor del contenido suele ser en torno al 30% del valor del continente.

El continente hace referencia a todos aquellos materiales y estructuras que conforman la vivienda: cimientos, suelos, paredes, techos, puertas, ventanas y persianas, instalaciones sanitarias e instalaciones eléctricas… Sería el importe de levantar de nuevo paredes, techos, suelos o instalaciones después de un siniestro muy serio. Para calcularlo hay que multiplicar los metros cuadrados de la vivienda por el coste de construcción.

Ni sobreseguro ni infraseguro

Un sobreseguro es aquel en el que se manifiesta un valor del continente o del contenido mayor al real. En ese caso, la cuota es más alta pero las prestaciones son las mismas que se obtendrían con una evaluación más realista del valor de la casa y sus bienes.

Por el contrario, un infraseguro se refiere a cuando el valor del continente o del contenido declarado es inferior al real. Como consecuencia, la indemnización en caso de siniestro nunca alcanzará el total de los gastos. El valor contratado será el importe máximo de la compensación.

¿Básico o Multirriesgo?

Ambos tipos de póliza cubren la responsabilidad civil de los habitantes de la vivienda, pero aparte de eso, tanto su precio como las coberturas que ofrecen varían bastante. En el básico, las coberturas por accidente están más restringidas y los límites al continente y el contenido son más reducidos. Por sus características, está indicado, por ejemplo, para casas en alquiler o segundas viviendas.

Las pólizas multirriesgo son más completas, cubren todo tipo de daños materiales producidos por siniestros, robos, roturas y, además, suelen incluir servicios adicionales como reparaciones del hogar, asistencia en viaje e incluso, hurtos y robos en la vía pública… Es la más recomendable en el caso de la vivienda habitual.

Busque, compare y si encuentra algo mejor…

Pídele a tu corredor que te pase por escrito las propuestas de seguro que considere más adecuadas para tu situación. Al mismo tiempo utiliza las herramientas disponibles en Internet para informarte y comparar las diferentes opciones de seguros. Tómate tu tiempo y, con toda esta información, elige la que mejor se adapte a tus necesidades.

2019-02-12T11:26:52+00:00 8 febrero, 2019|Tags: , , , , , , , , |0 Comments

Leave A Comment